home_design_portfolio_9Resumen

La historia, un compendio de acontecimiento que dieron forma a todos los procesos que definen hoy a las sociedades modernas. Grandes aciertos e innumerables desaciertos signan mucho de lo que hoy se vive como resultado de procesos complejos; complejidad propia de todo proceso social, ya que confluyen distintas opiniones, intereses, aspiraciones y proyecciones de escenarios ideales de acuerdo a las aspiraciones de calidad de vida. Esa misma historia que nos define día a día, parece confirmar una realidad no muy distante ni ajena a las decisiones que hoy se toman en función del país que se quiere. Esta realidad es la existencia de personas excluidas y relegadas, que en tiempos de grandes riquezas y bonanzas, veían languidecer sus sueños de una vida digna y prospera producto del trabajo honesto. Estas personas que padecieron los duros embates de sistemas aparentemente alejados de la justicia, anhelaban profundamente ser aceptados para ganarse la venia de una vida con calidad y sosiego. De tal deseo, y con la esperanza de cambio, se unieron a una aparentemente peligrosa cruzada de la que poco conocían, que en la ingenua efervescencia del anhelo, en poco tiempo comenzaron a llamarse entre sí “camaradas”, sin tener idea cercana de lo que históricamente tal cosa significaba.